jueves, 17 de febrero de 2011

Así estamos...

Pasó la primera fecha del torneo Clausura Nestor Kirchner y se vio poco fútbol. Pasó el Sudamericano Sub-20 y quedamos afuera de los Juegos Olímpicos con muy poco fútbol. La Selección Argentina aspira a jugar al toque, basado en la técnica y en la esencia de la historia del juego argento. Pero se juega con un cinco que es suplente en su equipo, con un central en situación similar, sin laterales netos, con Pastore que es fiel representante del fútbol de buen pie en el banco de suplentes. O sea, hay cosas que se están haciendo mal. Y son muchas. Y lamentablemente van a desencadenar en un futuro que no es para nada promisorio en el terreno deportivo para la celeste y blanca. El problema, a mi entender, es la falta de formación en los chicos, en inculcarles todo lo físico y muy poca técnica. Es común ver llegar a primera a un jugador que corra mucho antes que un talentoso (fiel ejemplo es Jonás Gutierrez). Es por eso que el nivel se ha empobrecido en los últimos años, más teniendo en cuenta que se venden jugadores con menos de un torneo en primera y los planteles se desarman, las urgencias crecen y todo se resume en hacer lo que se pueda para conseguir los tres puntos, que vienen a ser un matafuegos en el inicio del incendio. Una muestra de esto es lo que dijo Humbertito Grondona (haciendo ver que Maradona tenía mucha razón con lo que decía de el), de que ahora se viene una época de pico y pala, de garra y basta de glamour. Esto último es el adjetivo con que describió a la etapa en que las inferiores formaban talentos, las selecciones juveniles contribuían y mucho y se había establecido una escuela de la mano de Pekerman y cía. Lo que dijo Humbertito es que nada de jugar bien, lo que importa es ganar. Importa clasificar al Mundial, aunque después veamos que este equipo no da para más de octavos de final. Importa ganar hoy, mañana se verá. Filosofía barata al servicio de una institución como lo es la Argentina a nivel fútbol. Y la formación? A ver, que importa más: clasificar al Mundial sub-20 o quedar afuera pero formando jugadores que el día de mañana sean útiles para la selección mayor? Importa ganar un Mundial sub-20 si después ninguno de esos jugadores sirven para la mayor? Los entrenadores de las inferiores no deberían preocuparse más por nutrir a la primera de sus clubes en vez de ganar un campeonato de inferiores para hacerse de un nombre? Resulta que todos criticamos los méritos de Batista para hacerse cargo de la Mayor pero y los méritos de Humbertito? En que se basan (más que en ser el hijo de Don Julio) como para darle el cargo importantísimo de coordinador de juveniles? Pasamos de Pekerman a Humbertito, muestra de que retrocedimos y demasiado. Pero los que manejan la opinión pública, aquellos formadores de opiniones, aquellos que repiten conceptos sin fundamento para convencer a la gente, no parecen preocupados, total se gana. Y son pocos los que parecen darle importancia a esto. Y se que el día de mañana lo lamentaremos y haremos un revisión y diremos "la culpa es de este" o del otro, intentaremos corregir el rumbo, etc. Pero mientras siga esta gente con esta mentalidad, mientras en el inconsciente colectivo haya esa impaciencia y necedad por conseguir un triunfo a cualquier costo, los resultados serán estos. Y la culpa será de todos. Porque todos dicen que hay que ganar como sea (incoherencia total) y critican a Cappa, Menotti y todos aquellos que intentan jugar. Pero alaban al Barcelona y les encanta verlo. Ojalá no se muy tarde y podamos dar el golpe de timón que el fútbol argentino necesita.
Abrazo

11 comentarios:

mujerdeole dijo...

Ojalá Matías, ojalá pronto pase algo, porque esta noche negra se está entendiendo demasiado. Lo del Sub20 y ese paupérrimo nivel, encima las declaraciones de Humbertito, creo que son las gotas que rebalsaron el vaso.
Creo que la prensa toda, que mucha culpa tiene en todo este proceso, y varios de los dirigentes del fútbol argentino deberían pedir un perdón grande como la avenida Rivadavia a Pekerman. Y decirle volvé José, te necesitamos.
A partir de su alejamiento luego del supuesto "fracaso del 2006", todo fue para peor.

Abrazo

Carlos dijo...

Gran blog! Estaré atento a tus próximas publicaciones...


Acabo de crear mi propio blog de fútbol, te invito a que pases por él y dejes algún comentario:
http://futbolyotrasdrogas.blogspot.com/

Te sigo!

Carlos.

Diosesargentino JULIANO dijo...

SE hará justicia y se llamará a barrientos para que recapacite en su forma estúpida d "jugar" al futbol?

Ignacio Morales dijo...

Hola,está muy bueno blog,bueno quería preguntarte si te interesaría intercambiar Links con CantaloGol! y si queres después hacerte seguidor,dejame un comment con tu respuesta.Saludos.
cantalo-gol.blogspot.com

Marco dijo...

Coincido con todo lo que decís y sobre todo ¿Qué ganó Batista como técnico para merecerse la Selección? Ah cierto, una medalla de Oro en los Juegos Olímpicos de Pekín 2008 y un ascenso de Argentinos Juniors. Lo echaron de todos los clubes después, pero bueno como hoy en día vivimos un fútbol resultadista, mientras gane no se va a ir. Éxitos, te espero en mi blog.

Matías dijo...

Mujer es verdad, el perdón a Pekerman debería ser enorme. Ojalá volviera o al menos que empezaran a imitar su ejemplo y podamos volver al "glamour"...

Carlos gracias por tus palabras. Ya pasé por el tuyo.

Juliano la verdad es que Barrientos es un tipo que juega al límite. Pero la culpa de que estuviera en cancha fue de Lunati. A este tipo habría que dejarlo afuera del arbitraje, no es casualidad que siempre haya problemas en donde dirige. Y a Barrientos le debería caber una sanción de oficio.

Ignacio gracias avos también por tus palabras. Ya pase por tu blog e intercambiemos links sin problemas.

Marco, si bien sostengo que Batista no es merecedor de la Selección, deberíamos valorar más esas medallas conseguidas. Es más, nunca les dimos importancia pero ahora hay problemas porque no clasificamos... De todos modos lo más drástico para mi no es no haber clasificado sino haber jugado como se jugó.


Abrazos!

Matías Rodríguez dijo...

El problema es que andamos mal desde la base misma de las selecciones. Porque antes por lo menos en juveniles eramos fuertes, tanto con Pekerman como con Tocalli siempre nos fue bien. Pensamos durante mucho tiempo que las figuras que ganan partidos solos eran para siempre y nos despreocupamos por seguir formando estrellas y asi nos va. Llegamos al Mundial con grandes jugadores pero ningun fuera de serie y eso nos costo la clasificacion a los Juegos Olimpicos.

Y esto no lo digo por los pibes que la rompieron y demostraron que muchos son el futuro de la seleccion mayor sino por el tecnico, Perazzo y compañia que no supo como armar un equipo que juegue sin una cabeza superior a las demas. No se le pedia mucho, solo un futbol con un plantel coherente y ni eso supo hacer. Paso de cambiar las tacticas y los jugadores todos los partidos, de linea de tres a linea de cinco sin escalas. De jugar con enganche a triple cinco y de Iturbe salvador a suplente el proximo partido. Ferreyra la rompio y le respeto el lugar a Funes Mori que lo mejor que hizo fue patear un penal fuerte y al medio contra Brasil que no tenia ninguno de sus centrales.

Nos estamos mintiendo hace rato, el problema viene de mucho mas arriba de lo que creemos pero que sin embargo sabemos. De Grondona y compañia e incluso el nefasto de Humbertito, su hijo, que como director general de selecciones nacionales es un excelente ex tecnico de Talleres. Tenemos que cambiar las cosas sino esto no se va a enderezar nunca. Aunque menos que menos con Perazzo formando los futuros valores que tendra que saber colocar Batista. Que mal me veo.

Un saludo y muy buena entrada. Esto trae debate aunque creo que todos vamos a coincidir en varias cosas. Un abrazo Matias, hacia mucho que no actualizabas.

Matías dijo...

Matías tu comentario refleja todo en una sola frase: "Nos estamos mintiendo hace rato". Escondemos todo atrás del éxito que es como esconder la basura abajo de la alfombra. Ojalá nos demos cuenta porque de lo contrario terminaremos mal, añorando un pasado en el que pudo cambiar todo y justamente todo quedó en la nada.

Julián dijo...

Matías: creo que todavía hay gente que le disgusta el Barcelona. Es paradójico, porque es una máquina de ganar. Uno es Víctor Hugo Morales (a quien respeto como periodista), que dice que ese equipo lo aburre porque toca demasiado.
En fin.

Matías dijo...

Yo lo respeto a Víctor Hugo pero si dice eso no entiendo que pretende del fútbol. Lo aburre el Barcelona? No me quiero imaginar que le pasa con el fútbol argentino por ejemplo...

Abrazo!

Franco Franceschetti dijo...

Acuerdo en varios puntos. La tecnica se pierde o no se toma en cuenta, hoy en dia cada chico que viaja para probarse en algun club necesita de un bueno físico para superar una medida estipulada. Es mas cuando ojean jugadores es fundamental su fisico. De a poco nuestro futbol se a vuelto torpe, y no aquel de antes.
Muy de acuerdo estoy cuando planteas lo de los centrales como laterales, es indignante que habiendo futbolistas con buen presente tengamos la necesidad de darle la responsabilidad a un zaguero de ocupar un puesto que no es de su naturalidad.
Un saludo, acabo de crear mi blog, te invito a que te pases.
http://3abajo.blogspot.com/
ABRAZO